22/12 - Cuzco (Perú)

Desde Qosqo, el ombligo del mundo, ayer Ciudad Sagrada de los Inkas, Capital del Gran Tawntisuyo, La Muy Noble y Muy Leal Cabeza de los Reinos del Peru; hoy Capital Arqueologica de Sud America y Patrimonio Cultural de la Humanidad, les mandamos este saludo de Navidad, Marcela, Silvia y Schubert.

La falta de comunicacion obedece a que el deslumbramiento por las maravillas que disfrutamos a cada instante no dejan tiempo para escribir y acceder a internet o al telefono (mis cronicas de viaje estan atrasadas en varios dias...). Estamos inmersos en el realismo magico latinoamericano y nos falta el toque de Garcia Marquez o Vargas Llosa para describirlo. Todos nuestros sentidos estan impresionados, asombrados, absortos, anonadados, ante tanta belleza, contrastes y enriquecedoras experiencias. Los ojos y oidos quieren multiplicarse para captar cada postal, cada sonido, cada gesto, cada expresion!

Sobrepasamos ya los 4 mil kilometros recorridos, en tren, auto, camioneta, camion, moto, a pie... Hemos dormido en hoteles, hostales, pensiones, fondas, alojamientos, casas de familia, carpa en camping y campo afuera, en cama y en el suelo, con pasto o tierra, a veces sobre un mullido zarzo de ramas y paja... Hemos comido todos los platos tipicos, preferentemente en los mercados de frutos de cada pueblo donde la comida es abundante, sana, nutritiva y barata (tres personas almuerzan por 3,5 dolares, una sopa como para relinchar y un "segundo" para olvidarse de la cena) y donde el submundo representativo del lugar da para escribir la mejor novela... Atravesamos todos los climas y accidentes geograficos habidos y por haber: llanuras, estepas, altiplanos, punas, desiertos, rios, montañas, pantanos y selvas impenetrables, de exhuberante vegetacion, humedad y lluvia constante, reino de pajaros cantores, flores exoticas y mil mariposas...

Hicimos los 45 km del Camino de Inka en 4 dias, sin porteadores, con nuestras mochilas y provisiones al hombro ante la mirada incredula de la gringada que tiene para pagar los 400-500 dolares que sale la joda (nos lo hicimos por 150, siempre ahorrando y estirando nuestros pesos para andar mas...). Este sendero empedrado y aterraplenado, forma parte de la red caminera (alrededor de 50.000 km) que el Imperio Inka construyo por el Continente para asegurar sus comunicaciones y poderio. Serpentea entre escarpadas montañas, apelando a todos los recursos de la ingenieria moderna para sortear rios, abismos, paredones abruptos, desfiladeros. Se suceden puentes, tuneles cavados en la roca, escalinatas, rellenos suspendidos en las salientes... Trepa a los 4.215 metros sobre el nivel del mar en el Abra de Waniwuañuska (nos observaba el Nevado Saltankay de 6.264 metros), paso que nos significo el mayor desafio de la aventura: medio dia cuestarriba y con el aire enrarecido, mas empinada y penosa se tornaban los peldaños. Para colmo se desato la tormenta de lluvia y viento, un aguanieve congelante... De todas las peñas, vertientes y quebradas brotaban cataratas, torrentes que precipitaban a los rios abajeños, igual que nuestras ropas y calzados. Despues, una bajada, mas empinada aun. Y el salvador campamento-refugio de Pacaymayo, donde ni pensar en armar carpa bajo el diluvio inclemente, ni hacer fuego, ni secarse... Por suerte el guardaparque nos cedio la oficina donde 8 personas nos apiñamos en el piso, empapados y dormimos como pudimos, ¡tal el cansancio!

De premio, la enigmatica Machu Picchu, una de las Siete Maravillas del Mundo Moderno. Santuario Inka nunca hollado por los españoles, capsula del tiempo y por ende, joya arqueologica, las ruinas mejor conservadas y alarde cabal de la arquitectura aborigen, con sus templos, adoratorios, plazas, recintos militares, viviendas, observatorio astronomico, atalayas, cementerios y terrazas agricolas. Flotando entre el bosque de nubes blancas, inaccesible entre abruptos picachos, paredones que se recortan verticales, abruptos precipicios y densa jungla. Con nosotros, Livorio Quispe y su quena, guia de genes y estirpe indias, que ofrenda a la Pachamama desde el Inti Punko y abre el cielo, se disipan los vapores, resplandece el astro rey y queda la ciudadela para los visitantes...

Despues la penosa bajada (y otra vez la lluvia de compañera) hasta la vera del rio Urubamba, armar campamento y al otro dia, temprano emprender la vuelta. Seis horas de caminata, ya sin energias ni viveres hasta salir a Santa Teresa merced a los buenos oficios de camioneros de las obras hidroelectricas y viales que se realizan en el lugar, donde el rio no respeta puentes ni badenes, todo lo arrastra, salvo el colgante peatonal cuyas maromas de orilla a orilla, resisten y nos hallanan el paso. Y otras 9 horas de omnibus jadeante, que trepa los Andes Orientales hasta el Abra Malaga a 4.350 metros donde empieza a descender al Valle Sagrado del rio Vilcanota o Urubamba. Por una carretera en construccion que desafia todos los obstaculos imaginables y que asustaria a cualquier constructor rioplatense. ¡Pensar que desde 1969, Uruguay no le encuentra la vuelta al piso de la Ruta 26 que parece bombardeado por todos los meteoritos del Universo!

Hicimos el alto reparador en Ollantaytambo, otra ciudadela y santuario Inka, pueblito de piedra salido de la pluma pictorica de no se que artista, y despues recorrimos el Valle Sagrado de los Inkas de punta a punta, hasta Pisaq, pasando por Urubamba y Calca, con excursiones arribeñas a Chinchero (otro pueblito de leyenda), Moray, Maras y su salinera unica en el mundo. El valle es un prodigio de fertilidad, buena agricultura y ejemplo de buen uso del recurso hidraulico, cuyos canales de irrigacion diseñados por los Inkas continuan surtiendo del agua vital.

Ayer regresamos a Qosqo, la ciudad de las callejas encantadoras y los tejados rojizos a dos aguas, la de los muros inkas y palacios coloniales, de las Iglesias y las farolas, donde cada rincon estimula al disparador fotografico, sin rascacielos que obstaculicen la visual. Expresion sublime del Barroco Americano en todas las artes, con especial destaque en la pintura donde la Escuela Cuzqueña alcanza reconocimiento mundial, como la Potosina o Paceña en Bolivia.

Aqui pasaremos Navidad en el seno de una familia que nos acogio como hijos adoptivos y nos fia el hospedaje para que podamos participar del Santurantikuy el 24, fiesta declarada Patrimonio Cultural de la Nacion. En la mismisima Plaza de Armas donde en 1780 ejecutaron a Jose Gabriel Condorcanqui (Tupac Amaru II) y toda su familia, por su intento de redimir a sus compatriotas esclavos...

Peru nos abrio sus puertas de manera magnifica, de par en par. Es de admirar el buen trato de su gente, humilde, servicial, educada. El hombre andino es atento, hospitalario y solidario. ¿Sera que la comunion con la naturaleza bella, inmensa y majestuosa, su cultura y tradiciones teluricas, y la fortaleza del pasado ancestral pudo mas que los rigores, el sufrimiento, la explotacion, la expoliacion y la Conquista? Estamos en un gran pais, con todos los climas, todos los ecosistemas y la mayor biodiversidad del planeta. Con la mas variada y consagrada cocina, multiplicidad de frutas (exoticas, exquisitas) y la mas admirable musica (se me caen las babas, rasco los bolsillos y no sobra ni 1 Sol...), en un "collage" excepcional. Todo expresion formidable del mestizaje racial y el sincretismo cultural. Como decia Atahualpa Yupanqui, "el hombre es tierra que anda" y el camino enseña lo que no pueden las universidades...

Hemos visitado mas de 30 ruinas prehispanicas, una docena de museos de nivel internacional, decenas de capillas e iglesias, casonas y palacios coloniales, monumentos, parques, plazas, cementerios... Voy por la tercer tarjeta de 8 Gb cada una, de manera que orillo las 15.000 fotografias! Y las grabaciones de audio que gotron otras tantas tarjetas!! Estoy con una silueta como para participar del Inkanato Atletico, magro de carnes, puro musculo y fibra. Sali de Baires con 87 kilos y ahora apenas llego a los 80. Que decir de Silvia y Marcela, flacas de por si! Se les caen los pantalones...

Para el 9 de enero estaremos en casa, Dios mediante. FELICIDADESSSS!!!!

Con todo cariño
Schubert

Pd: por lo expuesto es que no contesto a cada uno de los que nos escriben, cuyo aliento sentimos y agradecemos.

Aumentar tamaño del texto
Reducir tamaño del texto

 
FUNDACIÓN ATAHUALPA YUPANQUI - www.fundacionyupanqui.com.ar
info@fundacionyupanqui.com.ar - Tel.: (54 9) 0-11-15-66853900